Juntos Tenemos Más Fuerza

Los principales puestos para trabajar en seguridad privada

¿Te gustaría trabajar en seguridad privada? Si crees que tu futuro profesional está dentro del campo de la seguridad, pero no tienes tiempo para preparar unas oposiciones para trabajar en seguridad pública como policía o guardia civil una alternativa interesante es apostar por la seguridad privada. Y debes saber que en este campo existen diferentes trabajos que vamos a descubrir en este artículo.

  • Guardia o vigilante de seguridad

El puesto de trabajo más conocido dentro del campo de la seguridad privada es el de guardia o vigilante de seguridad.

Para poder trabajar en España como guardia de seguridad hay que cumplir una serie de requisitos como:

  • Ser mayor de edad
  • Tener el título de Graduado en Educación Secundaria Obligatoria o realizar una prueba de conocimientos con competencias clave
  • Poseer la aptitud psicofísica
  • Carecer de antecedentes penales por delitos dolosos, no haber sido condenado por derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen en los últimos cinco años ni sancionado en materia de seguridad privada.
  • No haber sido separado del servicio en las Fuerzas Armadas o Cuerpos de Seguridad de España
  • Poseer el diploma o certificación del curso de vigilante de seguridad

Si se cumplen estos requisitos los interesados en trabajar como guardia de seguridad pueden apuntarse a una academia para obtener el curso de vigilante de seguridad. “A la hora de realizar el curso de vigilante de seguridad hay dos opciones. La primera de ellas dura 6 semanas y finaliza con un examen que realiza la Policía. Pero también se puede realizar un curso de 12 semanas que no requiere del examen de la Policía”, explican desde Academia Marín, centro de formación multidisciplinar ubicado en Valencia.

En ambos cursos hay que superar unas pruebas físicas y un  cuestionario de 100 preguntas sobre el temario.

  • Escolta privado

Otra alternativa para trabajar en el campo de la seguridad privada es como escolta. En este caso el trabajo consiste en garantizar la seguridad de una persona bajo su protección, que normalmente suelen ser políticos, empresarios o famosos.

Los requisitos para ser escolta privado son muy similares a los de vigilante de seguridad. Y también hay que realizar varias pruebas, en este caso dos. La primera es de aptitud física y la segunda comprende conceptos teórico prácticos. Y hay que indicar que los aspirantes que ya son vigilantes de seguridad están exentos de realizar algunas pruebas. Por lo que si quieres apostar por la seguridad privada puedes realizar varios cursos en menos tiempo para tener más posibilidades de encontrar trabajo en el sector.

  • Vigilante de explosivos

Un puesto bastante desconocido dentro del sector de la seguridad privada es el de vigilante de explosivos. Las labores principales que realiza un vigilante de explosivos son las de almacenar, clasificar, transportar, proteger y distribuir explosivos y sustancias peligrosas.

Para poder convertirte en vigilante de explosivos debes contar previamente con el título de vigilante de seguridad, o al menos, estar en proceso de conseguirlo. Y deben realizar el curso de vigilante de explosivos y aprobar las pruebas correspondientes.

“Los aspirantes a vigilante de explosivos tienen que realizar un examen de conocimientos teórico-prácticos. Deben contestar en quince minutos un cuestionario de veinticinco preguntas con tres alternativas de respuestas de las que solo una es verdadera y los errores restan”, explican desde Academia Marín sobre la prueba de vigilante de explosivos.

  • Guarda rural

Y el último puesto del que vamos a hablar en este artículo sobre el sector de la seguridad privada es el de guarda rural. Por si no lo sabes, un guarda rural realiza funciones de vigilancia y protección en fincas rústicas. No obstante, las personas que se forman como guarda rural tienen diferentes salidas profesionales y pueden trabajar en instalaciones agrícolas, fincas rústicas, ayuntamientos o urbanizaciones rurales.

Para poder convertirte en guarda rural tendrás que superar dos pruebas. En este caso una también es de aptitudes físicas en las que se valora la velocidad, la potencia y la resistencia. Mientras que en el caso de la prueba teórica se realiza un cuestionario de 60 preguntas.

Estos son los principales puestos para trabajar en el campo de la seguridad privada. Pero si quieres trabajar dentro de este sector lo mejor es apuntarte a una academia para poder cursar la titulación que más te interese. Además, debes saber que existen cursos combinados en los que podrás obtener varias certificaciones al mismo tiempo para poder ampliar tu currículum y optar a diferentes puestos.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Más comentados
No los dejes atrás

Todo aquel que cuenta con un ser de cuatro patas como miembro de su familia  sabe lo

Galeria
Scroll al inicio