Juntos Tenemos Más Fuerza

Donar para salvar vidas

Existen diferentes motivos para realizar una donación, y no precisamente económica aunque pueda ser para una buena obra, hablamos de una donación médica. Ya sea una donación de esperma, sangre, óvulos, médula o riñón, donar supone una acción altruista que genera muchos beneficios en la persona que lo recibe.

Lo cierto es que existen diferentes motivaciones para donar, muchas personas se animan al ver a un familiar con una necesidad vital. Otras simplemente son conscientes de que donando hacen del mundo un sitio mejor, obteniendo tranquilidad de conciencia, algo que vale mucho a día de hoy. Y también hay otras personas que donan precisamente porque han sido receptores y quieren recompensar a la sociedad.

Donar en la mayoría de los casos es una acción altruista, pero no es así siempre. En las películas americanas vemos que donar sangre es algo remunerado, pero esto está prohibido en España. Por suerte, en nuestro país somos bastantes las personas concienciadas con la donación de sangre. Y también tenemos un buen sistema de donación que recorre las ciudades para facilitar la tarea de donar sangre. Igual pasa con la donación de órganos y de medula, de hecho, este tipo de donaciones suelen hacerse de manera altruista ante situaciones bastante complicadas en las que se necesita los órganos para salvar una vida.

Pero no pasa lo mismo con la donación de material genético, es decir óvulos y espermatozoides. Este tipo de donaciones son totalmente opcionales, dependen del donante que quiera comprometerse o no a realizar la donación. Si bien el procedimiento de extracción de óvulos ha mejorado en seguridad, se requieren ciertos compromisos. Y lo mismo pasa con la donación de semen, que requiere que el donante esté durante un largo periodo de tiempo yendo de manera semanalmente a donar, con el esfuerzo que eso implica para muchos donantes. Es por este tipo de motivos, principalmente las molestias, por los que las donaciones de material genético están remuneradas.

Este tipo de donaciones se realizan en clínicas especializadas, no en cualquier centro ni por cualquier profesional. Hay que pensar que hay que cribar muy bien el material genético, ya que puede no pasar los filtros de calidad que existen para realizar posteriormente fecundaciones in vitro.

Una de las mejores formas de donar semen es acudiendo a IVIdono, dependiente de la prestigiosa clínica de fertilidad IVI líder en técnicas de reproducción asistida. Este tipo de donaciones son totalmente rápidas, anónimas y sin ningún tipo de tratamiento, y lo mejor es que tendrás a tu disposición analíticas que te servirán en el futuro si deseas ser padre.

Siguiendo con las donaciones, en el artículo de hoy vamos a ver como a través de las donaciones no solo se salvan vidas presentes, sino también vidas futuras a través de la investigación para prevenir enfermedades.

Ciertas donaciones pueden cambiar las enfermedades tal y como las conocemos

Virus resistentes a toda farmacología y defensas propias que tratamientos como la quimioterapia destruyen están enfocando nuevas esperanzas de cura en ensayos de la ciencia médica que empoderan a células sanas con la misión de destruir cualquier patógeno o partícula cancerígena. Ya cuentan con buenos resultados.

En esta conquista científica el espíritu altruista de la donación está llamado a jugar un papel protagonista. Células sanas del propio paciente o de otra persona que las dona (a través de sangre, médula ósea o cordón umbilical) pasan por un proceso de reprogramación en el Banc de Sang i Teixits (BTS) que mediante cultivos «se pueden multiplicar, expandir, y se puede mejorar su función, empoderar o entrenar a las células modificándolas para una intención terapéutica concreta», precisa el jefe de terapia celular del BTS, Sergi Querol. Seguridad y eficacia son los dos objetivos, «y la ciencia avanza en la modificación celular para hacer más eficaces los procesos dotando a las células de funciones nuevas», señala Querol.

El Banc de Sang i Teixits tendrá el 2021 el primer banco de defensas naturales (linfocitos, las células inmunitarias que provienen de la médula ósea, que se encuentran también en la sangre y en el tejido linfático) para inmunizar a pacientes trasplantados que desarrollan infecciones propias. Son los casos en los que se tiene el sistema inmune deprimido y se sufren infecciones que podrían llegar a ser mortales. Ya hay registrados 200 donantes de estas células.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Más comentados
No los dejes atrás

Todo aquel que cuenta con un ser de cuatro patas como miembro de su familia  sabe lo

Galeria
Scroll al inicio